La nueva Flagship Store de Zara

La semana pasada estuve trabajando en Madrid y en cuanto quedé libre pasé a visitar la recién inaugurada Flagship Store (mejor si os vais acostumbrando a este término porque cada vez está más de moda) de Zara en plena calle Serrano.

La tienda, que es la más grande de la cadena en España, es un edificio de principios del s.XX. Cuenta con seis plantas de las cuales tres han sido destinadas para moda de mujer, una para hombre, otra para niños y una última para un showroom de 400 metros cuadrados, reservado para profesionales del sector.

Zara Serrano_3
Fotografía cedida por Zara.

Se ha conservado la fachada original del edificio y se ha construido dentro una gran caja de cristal que alberga la tienda de plantas diáfanas, con una decoración minimalista, mobiliario metálico y blanco y con un toque final de luz natural que proviene del exterior. (¡Esto último me encanta!)

Comencé mi visita desde arriba, bajando por las escaleras mecánicas, bastante estrechas, por cierto.

En todas las plantas me llamó la atención la escasez de espejos. Solo recuerdo un par en el lateral de algún mueble y en algunas traseras de percheros, pero ahumados (olvídate de mirarte aquí). Así que mejor ir al probador.

Los probadores están situados en una de las esquinas de cada planta y se accede a ellos a través de un pequeño mostrado en un pequeño distribuidor con burritos de ropa.
El pasillo de los probadores no es muy ancho y los probadores en sí, tampoco.
No tienen espejo en la pared frontal, sino en las laterales (típico de la cadena en sus tiendas nuevas), por lo que tienes que mirarte bastante de cerca estando dentro y eso es algo que no me gusta demasiado.
La iluminación tampoco me convenció.

Sinceramente, esperaba unos probadores más acordes a la gigantesca tienda. Más espaciosos y cómodos, ya que es en esta zona donde una decide lo que se va a llevar.
Estar en la impresionante Flaghship Store de Zara en plena Milla de Oro madrileña y no poder disfrutar del “momento probador” me dejó un poco despagada…

Pero bueno, dejando a un lado mi pequeño trauma con los probadores, os diré que la tienda es espectacular y el edificio precioso.
En su interior puedes encontrar  todas las colecciones del momento sin tener que ir recorriendo diferentes Zara porque viste algo en uno y cuando has ido a comprarlo a otro no lo tienen. Así que si vais a Madrid, no dudéis en visitar este buque insignia porque, indiscutiblemente, merece la pena.

Zara Serrano 1
Fotografía cedida por Zara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *